Calendario del jardín: Cuidados y labores » Consejos para trasplantar

Consejos para trasplantar


Tarde o temprano, cualquier aficionado a la jardinería debe trasplantar algún ejemplar. La tarea es sencilla, pero en ocasiones no se alcanza el éxito porque, además de requerir cierta habilidad, es conveniente tener en cuenta algunos detalles y consejos de interés.

Consejos para trasplantar

Muchas plantas cultivadas en macetas, en el interior de casa o en los patios o terrazas han crecido hasta tal punto que sus raíces se encuentran sofocadas y, si no se les proporciona un medio más amplio para desarrollarse su sistema radicular se hallará impedido para cumplir la función de obtener y aporta a toda la planta los nutrientes necesarios y para continuar creciendo. la mayoría de las plántulas que adquirimos en los centros de jardinería requieren ser trasplantadas, ya sea directamente en el suelo del jardín o en macetas más grandes.

Muchas semillas de plantas y vegetales de la huerta se deben cultivar en semilleros para, después, trasladar los plantones al emplazamiento definitivo. son muchas, pues, las ocasiones en las que los vegetales requieren un trasplante, y efectuarlo es muy sencillo. Consiste, simplemente, en extraer las plantas de su contenedor o emplazamiento para plantarlas en otro recipiente o emplazamiento que, en principio, sea más idóneo para su desarrollo. Sin embargo, algunas plantas recién trasplantadas en lugar de crecer lozanas van perdiendo su vitalidad hasta morir; ello es debido a que algo ha fallado.

Algunos consejos básicos le ayudarán a realizar el trasplante de modo que obtenga los mejores resultados posibles.

 

  1. El periodo adecuado: El mejor momento para trasplantas una planta es en el inicio de su periodo vegetativo, lo cual suele suceder en primavera. Cuando empieza la fase de letargo, no es aconsejable hacerlo porque la planta entra en un proceso de descanso y recogida, y ello originaría un cambio demasiado brusco que podría ocasionar graves daños.
  2. La tierra apropiada: En ocasiones, el fracaso de un trasplante puede ser debido a una tierra inadecuada para la planta. Por lo tanto, antes de trasplantar, infórmese del tipo de tierra que requiere su ejemplar.
  3. Abono moderado: Después del trasplante, las plantas no requieren un abonado excesivo. Las amantes de los suelos ácidos, como los rododendros, los helechos y las camelias, necesitan un aporte de tierra de brezo para mejorar las condiciones del suelo.

 

Conoce más sobre el autor en su 

Déjanos tu email para suscribirte al Newsletter de Tuinen.es

No hay comentarios aún

Puedes ser el primero!

Deja un comentario.