Mascotas y animales en el jardín » Los hámster una mascota ideal para los niños

Los hámster una mascota ideal para los niños


Cada vez más esta simpática mascota se hace un hueco en nuestras casas y no es de extrañar, pues gracias a su pequeño tamaño y a su fácil cuidado se hace la mascota ideal para los más pequeños de la casa.

Los hámster una mascota ideal para los niños

Este roedor inquieto por naturaleza es una de las mascotas preferidas por los niños, ya que son juguetones y se dejan manipular con cierta facilidad. Las personas que adoptan a un hámster como mascota deben saber que llegan a ser adultos a las seis semanas y que su vida es corta, de 18 a 24 meses. Hay dos tipos de hamsters los sirios, conocidos como el hámster dorado y los chinos de colores grises.

A la hora de adoptar un hámster es preferible llevarlos a casa a los 26 días de nacido, para que se acostumbre a la mano humana, cuanto más tiempo tenga más difícil será el poder manipularlos debido a que al no haber tenido contacto con el humano pueden coger miedo y pueden llegar a morder. Para que esto no ocurra se tendrá que manipular diariamente desde pequeño para que se acostumbre y pierda el miedo, una vez superado, se convierte en una mascota dócil y nada agresiva.

Estos animalillos son ágiles y expertos en escape, por ello cuando se les adecue una jaula ésta debe ser metálica y no de plástico o de madera, porque, son roedores y podrían destrozarla. Habrá que adecuarla con una cama de papel cortado, paja o fibras vegetales, evitando el algodón que puede ahogarlos, una rueda para que realicen ejercicio diariamente, viruta o papel de periódico en el suelo, agua y comida granulada, aunque se les puede dar vegetales y fruta para completar su alimentación.

Los hámsters son animales nocturnos, por lo que suelen dormir por el día, activándose por la noche. Si la temperatura es baja, sobre todo en invierno, suelen invernar por lo que es normal que pierdan apetito o apenas se les oiga.

Son criaturas delicadas que requieren atención y cuidados, pues una caída puede provocar parálisis de cintura para atrás. Al igual que una mala alimentación puede provocar trastornos digestivos.

Es aconsejable aplicarles una vez al año la vacuna contra la rabia y desparasitarlo, sobre todo si van a ser los niños quienes los manipulen, más que nada por prevención, aunque no suelen morder.

Para mantenerlos sanos y cuidados habrá que limpiarles la jaula a menudo y ponerles agua fresca todos los días para prevenir posibles enfermedades.

Tampoco se aconseja tener más de dos hamsters en una misma jaula, pues son animales territoriales y podría desencadenar una pelea entre ellos. Además son muy prolíficos y no hay que juntar ambos sexos si no se quiere tener descendencia ya que pueden criar varias veces al año ya que pueden tener numerosas crías en un solo parto.

Con los cuidados necesarios se convierte en una excelente mascota para los niños, aprenden a cuidar de una mascota, ha hacerse responsables y pasar buenos ratos jugando con estos animalitos. Convirtiéndose en la primera mascota para muchos niños.

 

Déjanos tu email para suscribirte al Newsletter de Tuinen.es

No hay comentarios aún

Puedes ser el primero!

Deja un comentario.