Plantas encharcadas


Tras las lluvias de esta última semana, te habrás dado cuenta que aún hay zonas de tu jardín que siguen encharcadas. Esto es un grave problema que se ha de resolver rápidamente si quieres que tus plantas no se asfixien, ya que las raíces se pudren al no haber aire en el suelo.

Plantas encharcadas

Ahora que muchas de las bulbosas de primavera se encuentran en floración, y las bulbosas de verano están comenzando a despertar, surge un nuevo problema, y es el caso de las lluvias, el suelo podría encharcarse por haber alcanzado su capacidad de campo… y nada es tan letal para las especies bulbosas como eso. Pero no sólo ellas son las que están en peligro, sino que la gran mayoría de las plantas resisten muy mal el exceso de agua.

Si se producen charcos, pínchalos con varas metálicas para introducir el agua al subsuelo. Sin embargo, si tras este proceso el agua no desaparece, deberás actuar más drástica.

La mejor opción es crear pequeñas pendientes en tu jardín para evitar encharcamientos, de esta forma nos evitamos muchos problemas de futuro con el agua. Sin embargo esta opción no es siempre factible, por lo que tenemos que abordar otras formas de eliminar el agua acumulada.

Puedes añadir arena a los suelos muy arcillosos para cambiar su textura, ya que los suelos arcillosos debido al pequeño tamaño de sus partículas, hacen que el agua no pueda pasar, acumulándose en superficie.

Si tampoco puedes alterar la textura del suelo, lo mejor es que crees un drenaje, bastará con una zanja con una ligera pendiente hacia una zona de desagüe para eliminar el exceso de agua, rellenado la zanja con grava o arena para facilitar el paso del agua, de esta forma ayudarás a multitud de plantas a superar el estrés que les supone estar anegadas de agua.

 

Conoce más sobre el autor en su 

Déjanos tu email para suscribirte al Newsletter de Tuinen.es

No hay comentarios aún

Puedes ser el primero!

Deja un comentario.