Rincón del experto » Instalación de geomembranas de polietileno en agricultura

Instalación de geomembranas de polietileno en agricultura


A día de hoy las cosechas son cada vez más rentable gracias a la no dependencia de los factores climáticos como es la pluviometría. La incorporación del riego por goteo ha supuesto una auténtica innovación en el sector de la horticultura.

geomembrana

Estas producciones se dan gracias a la aparición de un material susceptible de incrementar la capacidad productora y a su vez reducir costes, las geomembranas. Son unos materiales en forma de lámina impermeable cuyo gramaje y composición son susceptibles de emplearse en un sector u otro. En el caso del sector agrícola, las geomembranas están compuesta por polietileno o EPDM.

Ventajas de la instalación de la geomembrana en el sector agrícola

A continuación mostramos los beneficios más significativos que reporta este tejido en los cultivos:

– Conservación de la humedad del suelo. Esto quiere decir que el agua no se evapora y por lo tanto el aprovechamiento del agua sobre el cultivo es mayor. De hecho, se estima que el ahorro de agua está entorno al 20%

– Prevención de malas hierbas. La instalación previene problemas en cultivo con la proliferación de malas hierbas como puede ser que estas malezas se apoderen del agua.

– Genera un menor impacto ambiental ya que el gasto de agua es menor.

– Mejora de las propiedades físicas y químicas del suelo. La tierra conserva en mayor medida los nutrientes generando un incremento de la calidad del cultivo.

– Aumento de la temperatura del suelo. Ayuda a liberar al cultivo todos los nutrientes del suelo.

– Las geomembranas están sometidas a procesos para actuar como antioxidante y protector a los rayos UV ( protegen al cultivo de temperaturas extremas, tanto altas como bajas)

Modo de instalación de la geomembrana en cultivos

1. Es aconsejable instalar la geomembrana al inicio de la estación vegetativa con el objetivo de evitar el momento en el que aparecen las plagas y perjudiquen la estructura de la planta.

2. Se nivela el terreno. Se utiliza un rastrillo con tal de nivelar la superficie de la tierra. De esta manera dispondremos adecuadamente la geomembrana sobre el terreno. Se puede dejar los extremos en alto y quedando la superficie de la geomembrana en forma de barca para que el agua no se expanda.

3. Previo a colocar la lámina, hay que asegurarse que el terreno cumple con los nutrientes necesarios para que el cultivo obtenga los resultados esperados. Antes de instalar la geomembrana, se debe allanar los extremos donde va colocada la geomembrana.

4. Puesta de la geomembrana. Normalmente este material es proporcionada en forma de rollo. Por lo tanto su instalación se efectúa desenrollándola de manera uniforme sobre el terreno a cultivar.

5. Afianzamiento de la geomembrana. En este último paso debemos inmovilizar la geomembrana en el suelo para que no sea desplazada por el viento. Por lo tanto bien de forma mecánica o manual, cubriremos los bordes de la lámina con tierra de forma que quede totalmente enterrada. Como último paso quedaría prensarla para asegurarnos ninguna incidencia.

6. Creación de agujeros. Con la ayuda de un cilindro calentado se pueden hacer los agujeros oportunos en donde más adelante se coloca el cultivo. Es más que recomendable medir la geomembrana y dejar la misma distancia entre cada agujero.

7. Instalación completada. Simplemente como último paso, es conveniente emplear una manguera u otro sistema de riego para eliminar la tierra que queda encima de la geomembrana después de su instalación y de paso se aprovecha para hacer el primer riego.

Para más información: Tex Delta

Déjanos tu email para suscribirte al Newsletter de Tuinen.es

No hay comentarios aún

Puedes ser el primero!

Deja un comentario.